El hospital corría riesgo de incendiarse

El intendente Iguacel sacó su faceta de ingeniero y se puso a estudiar la arquitectura eléctrica del hospital ante muchos reclamos y la increíble realidad de no contar con generadores automáticos ante un corte inesperado.

Lo que encontró fue mucho peor de lo que pensaba.

Según los informes estaba al borde de prenderse fuego ya que el cableado no se había actualizado para el consumo actual.

Ya se tomaron los recaudos y comenzó el zanjeo para cambiar el sistema de alimentación y comenzó a hacerse la ingeniería para mejorar todo el sistema eléctrico, modernizarlo, ahorrar energía y montar un sistema de generación automático que asegure que nunca falte energía aún con cortes prolongados

81 Visitas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis + cuatro =